Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Leer más.

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close

opinión

Una nueva herramienta para consumir con valores

Por Leire Iriarte, coordinadora de la iniciativa ConSuma Consciencia

Por Leire Iriarte, coordinadora de la iniciativa ConSuma Consciencia

La entidad Transitándonos prepara una nueva herramienta para facilitar al ciudadano la toma de decisiones de consumo conscientes. Con el principio de que “cada persona conforme sus propios criterios”, su coordinadora comparte cómo será su enfoque.

Vivimos en una sociedad marcada por la sobreinformación y el sentimiento generalizado de escasez de tiempo. Esto nos dificulta hallar un espacio para la reflexión pausada y la conformación de criterios sólidos que nos permitan discernir entre grano y paja. Todo ello supone un obstáculo cuando deseamos actuar de manera acorde con nuestros valores e intereses más profundos en todas las dimensiones de la vida, entre otras, en nuestro consumo.

La sociedad y las estructuras económicas en las que vivimos son un reflejo de las personas que somos. Las personas formamos parte de un sistema y, por tanto, como nos recordaba hace poco en este mismo espacio Borja Vilaseca: “Somos co-responsables de que la economía sobre la que se asienta nuestra existencia sea como es”.

A día de hoy, mientras algunas empresas priorizan la maximización del lucro económico, otras anteponen aspectos relacionados con su contribución a la generación de valor social. Todos sabemos del poder que tenemos como personas consumidoras para incentivar aquellas entidades alineadas con nuestros intereses y que representan los valores que queremos ver en el mundo, pero ¿cómo conocemos las distintas alternativas disponibles y discernimos el modus operandi de cada una de ellas?

“Todos sabemos del poder que tenemos como personas consumidoras para incentivar aquellas entidades alineadas con nuestros intereses y que representan los valores que queremos ver en el mundo, pero ¿cómo las conocemos?”

ConSuma Consciencia quiere responder a esa pregunta. Esta plataforma online compara el desempeño de entidades que ofrecen productos o servicios en ámbitos cotidianos como el de la energía, la banca, las telecomunicaciones o la moda. La herramienta permitirá comparar, bajo el prisma de la responsabilidad compartida pero diferenciada, a todo tipo de entidades, desde pequeñas cooperativas a grandes transnacionales. Así pues, ConSuma Consciencia se propone brindar al usuario final recursos que le faciliten tomar decisiones más informadas sobre su consumo.

Para realizar la comparación se tendrán en cuenta una serie de indicadores comunes, aplicables a todo tipo de entidades independientemente de su sector, y otros específicos, referidos a las problemáticas concretas de cada campo. Los indicadores comunes considerarán la política de las entidades hacia el cliente, la gobernanza interna, la gestión económica, la comunidad o el medio ambiente.

A modo de ejemplo, un indicador específico para el sector de la electricidad será la comercialización de energías renovables. Los indicadores se inspiran en las propuestas de las corrientes económicas alternativas (como la Economía del Bien Común o la Economía Social y Solidaria) y la Responsabilidad Social Empresarial. Esta forma de entender y comparar las entidades se aplicará primero a las más representativas del sector de la electricidad (para usos domésticos) y posteriormente a la banca, las telecomunicaciones y la moda. La información se recopilará mediante informes y estudios ya disponibles y se presentará de forma rigurosa, transparente y trazable, facilitando todas las fuentes de información.

“Los indicadores se inspiran en las propuestas de las corrientes económicas alternativas, como la Economía del Bien Común o la Economía Social y Solidaria, y la Responsabilidad Social Empresarial”

Transitándonos, una asociación sin ánimo de lucro que trabaja para poner a las personas en el centro del desarrollo, promueve la iniciativa. ConSuma Consciencia se está construyendo en coherencia con los valores que fomenta: es una plataforma online, colaborativa, sin ánimo de lucro, de acceso gratuito, del procomún, independiente, y sin vinculación política ni confesional.

El consumo consciente es un consumo con sentido, con valor(es), basado en elecciones razonables y razonadas: razonables porque solo se consume lo estrictamente necesario para satisfacer cierta necesidad o deseo, y razonadas porque una vez decidido qué es necesario consumir, se analizan las opciones disponibles, se valoran y se toman decisiones consecuentes. En otras palabras, se cuestionan la opción por defecto y la inercia a la que estamos tan acostumbrados. Es cierto que estas definiciones son subjetivas, y así aceptamos que sean ya que son las personas que toman decisiones las que deben hacer suyos estos términos y darles la forma deseada.

“La prioridad es que cada persona conforme sus propios criterios, analice las diversas opciones disponibles en base a ellos y tome decisiones más conocedoras de las implicaciones de sus actos”

 

El consumo consciente acentúa la necesidad de que las personas desarrollen criterios a la hora de consumir, frente al consumo responsable, ético o sostenible, que ponen el acento en los propios criterios que definen qué es responsable, ético o sostenible. Habrá quien para optar por una entidad o producto se fijará exclusivamente en el precio, mientras que otras personas antepondrán principios de equidad o ética. La prioridad es que cada persona conforme sus propios criterios, analice las diversas opciones disponibles en base a ellos y tome decisiones más conocedoras de las implicaciones de sus actos.

ConSuma Consciencia quiere ser una herramienta útil para todas las personas, tanto para quienes aspiran explícitamente a un cambio porque experimentan esta necesidad como un murmullo latente, como para quienes a día de hoy todavía no reflexionan sobre su poder a través del consumo. Se trata de una plataforma colaborativa en cuya construcción tienen cabida todas las personas dispuestas a cooperar con su tiempo o dinero.

Más posibilidades
App Consumo Responsable Triodos

La novedad enriquecerá los recursos informativos por un consumo con valores, que crecen en paralelo a las opciones de practicarlo en todos los sectores, incluida la banca.

Uno de ellos es la aplicación de móvil Consumo Responsable Triodos, que se han descargado ya cerca de 11.000 personas y que permite conocer comercios con valores cerca de casa.

app consumo responsable

¿Qué opina sobre "Una nueva herramienta para consumir con valores"?

Introduzca un comentario

Por favor, introduzca su nombre

+ Mostrar los 5 comentarios

José Ignacio Carneiro Santos Hace 1 año

Necesario. No se puede seguir con este sistema consumista. Tenemos que ser los consumidores los que cambiemos este sistema. Desde mi humilde posición me intentaré unir a estas iniciativas.

Miguel Ángel Hace 1 año

Valioso, es el camino a seguir hasta el despertar. La verdadera Conciencia ( el miedo, tiempo), cuando sea superado en contraremos ( la confianza, fraternidad) .

Respondiendo a Miguel Ángel
Leire Iriarte Hace 1 año

Gracias Miguel Ángel, queremos poner nuestro granito de arena para contribuir a es tránsito

Raul Hace 1 año

Una idea genial, útil y necesaria…personalmente echaba en falta una herramienta como esta…. Mil gracias

Respondiendo a Raul
Leire Iriarte Hace 1 año

Gracias Raúl, vamos a poner todo nuestro empeño en hacerla posible lo antes posible.


+ Mostrar los 5 comentarios