Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Leer más.

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close

opinión

¿Pueden ir juntos banca y ética?

Por Joan Antoni Melé

Por Joan Antoni Melé

Una reflexión de Joan Antoni Melé, formador en valores y miembro del Consejo Asesor de Triodos Bank.

Banca éticaHace unos días me comentaba una compañera de Triodos Bank que había recibido un correo de un doctor en Filosofía sugiriendo que el término de banca ética no es válido porque éticas existen muchas, incluidas la egoísta o la individualista. En su lugar, nos propone utilizar otro término, “banca solidaria”.

No puedo permitirme entrar a debatir con alguien que sin duda sabe más que yo sobre el significado exacto del término ética, pero le agradezco su escrito porque me ofrece la oportunidad de explicar por qué en Triodos decimos que hacemos banca ética. Para empezar, aunque realmente sonaría muy bien, confundiríamos a la gente si nos diésemos el nombre de banca solidaria, porque no somos exactamente eso. Como he explicado en alguna ocasión anterior, causando decepción o estupor entre algunas personas, no somos una ONG, sino que cumplimos una función social distinta.

Personalmente no soy muy amigo de los apellidos que acompañan a la banca ética, el comercio justo o la agricultura ecológica, entre otros. Porque creo que todo lo que hacemos ya debería ser ético, justo y ecológico de por si. Sin embargo, a veces es necesario apoyarse en estos adjetivos para marcar una diferencia con respecto a lo convencional o a lo más extendido. Así ocurre con Triodos Bank, que nació hace más de 30 años, y que durante este tiempo se le ha llamado de mil formas: banca social, banca verde o ahora, de forma más reciente, banca sostenible.

Es cierto que hay muchas definiciones de ética y que es un tema tan complejo como el ser humano. La RAE define la ética como una “parte de la filosofía que trata de la moral y de las obligaciones del hombre”. La palabra ética proviene del griego “ethos”, que significa “costumbre”. A menudo se confunde “ética” y “moral”, pues esta última nace de la voz latina “mor, moris”, que significa costumbre, es decir, lo mismo que “ethos”. Pero para aclararnos un poco, me quedo con una diferenciación corriente entre ética y moral: la primera tiene que ver con las elecciones que el ser humano lleva a cabo de forma consciente, y la segunda con las que ejecuta casi por inercia, de acuerdo a lo que le han inculcado, sin pararse a pensar si es bueno, malo o regular.

Según una corriente “clásica”, la ética tiene como objeto los actos que el ser humano realiza de modo consciente y libre (es decir, aquellos actos sobre los que ejerce de algún modo un control racional). No se limita sólo a ver cómo se realizan esos actos, sino que busca emitir un juicio sobre estos, que permite determinar si un acto ha sido éticamente bueno o éticamente malo.

Ello implica establecer una distinción entre lo que sea bueno y lo que sea malo desde el punto de vista ético, y si el bien y el mal éticos coinciden o no con lo que serían el bien y el mal en sí. Personalmente, cuando tengo dudas sobre si algo es bueno o malo, utilizo un método que casi nunca me falla: me pongo en el lugar del otro, de la persona o personas afectadas por mis actos, e intento experimentar cómo me sentiría yo en su lugar ante esa situación. A veces hace falta meditarlo a fondo, pero aclara muchas cosas.

La denominación banca ética tiene sentido porque  las entidades que la practican se detienen a valorar la idoneidad social de su actividad. Cada cual con sus criterios (los criterios de financiación de Triodos Bank, positivos y negativos, pueden leerse aquí).

Y ya voy llegando a la razón de por qué no me satisface totalmente el nombre de banca ética. Lo que nosotros hacemos es o debería ser más simple de lo que parece. Desde la banca ética sólo queremos ser como un carpintero que se propone fabricar una puerta bonita, que dure y si es posible con una madera que no contribuya a acabar con los bosques de su pueblo o de una selva en las antípodas. O un agricultor que se esfuerza en obtener alimentos de calidad y que, además, intenta reducir al mínimo el uso de productos agresivos con su campo y el medio ambiente, evitando hipotecar las necesidades de las generaciones futuras.

Sencillamente pensamos y creo que estamos demostrando que podemos ser un banco viable y, al mismo tiempo, no financiar actividades destructivas para nuestra sociedad, sino canalizar el dinero hacia iniciativas con valor real.

¿Dejaremos algún día de necesitar el apellido de ética para denominar lo que hacemos? Yo creo que sí. Algún día dejaremos de ser banca ética porque por fin habremos caído todos en la cuenta de que la especulación u otras prácticas poco beneficiosas para la sociedad son lo extraño, lo anormal. Seremos, entonces, un banco más dentro de un sistema financiero ético.

¿Qué opina sobre "¿Pueden ir juntos banca y ética?"?

Introduzca un comentario

Por favor, introduzca su nombre

+ Mostrar los 8 comentarios

Vero Figueroa Hace 3 semanas

Estoy muy de acuerdo que si es posible unir la ética con la banca porque existe aún personas honestas y justas.

BANCA ÉTICA, DINERO CONSCIENTE Y EL PODER TRANSFORMADOR DE TU DINERO | Pack WordPress Hace 1 año
Alex Hace 6 años

Buenas Juan Antonio, he estado viendo el video / charla sobre Dinero y conciencia y sin darme cuenta respondía usted a las mismas respuestas que pensaba que eran validas a mis preguntas, digamos que me han confirmado lo que yo ya suponía.

Es usted una gran persona, brillante y solo puedo desearle mucha suerte y apoyarle en lo que pueda para compartir esa ideas. Como usted, como yo, como otros, habrán ya muchos mas personas que se responsabilizan, pero somos una minoría los que razonamos, y la lucha es muy fuerte, ya que la mayoría esta dormida en un gran sueño llamado Democracia y hasta que no despierten no creo que se podrá cambiar nada. Y aquí mi opinión personal que usted cambio sobre que el “hombre no era un animal”, yo pensaba que algunos siguen el mismo instinto animal, que prefiere ante ser ético, hacerse el loco y que le sea mejor para el mismo sin responsabilizarse del mal que causa a sus semejantes.

Sin mas un sincero saludo y con el deseo nacido de conocerle en persona… quisiera saber si usted tiene próximas charlas por Valencias

Vicente Hace 6 años

Sin ninguna duda deben de ir juntos banca y ética ,Siempre y en todo lugar debemos utilizar la ética.
Bueno yo diría que banca, ética ,solidaria,moral,está bien o mal empleada por la intencionalidad con que se utiliza(quizás interese a ciertos sectores ser ambiguos o torticeros). En Tríodos todo me indica, que es ÉTICA social y bastante buena por cierto según mis referencias.
Otro gallo nos cantaría si todos la usásemos con el sentido común que se desprende de las palabras de usted Joán .Sobre todo la “casta” política de este país que se creen nuestros jefes y son nuestros empleados (yo diría que nos tratan como empleados de “su” holding o peor).
Despuès de ver unos vídeos de usted solo puedo dar las gracias por su compromiso.

guifi.net Hace 6 años

Hola Joan,

Recientemente se ha estrenado la siguiente película bajo licencia libre donde se propone cuestionar las lógicas de la escolarización moderna y la forma de entender la educación, visibilizando experiencias educativas diferentes, no convencionales que plantean la necesidad de un nuevo paradigma educativo.

Quizá quieras verla y darnos tu opinión.

La Educación Prohibida: http://www.educacionprohibida.com

Saludos cordiales,

Respondiendo a guifi.net
Joan Antoni Melé Hace 6 años

Gracias por el comentario sobre el documental, me parece interesante y le he dedicado la última entrada de este blog, sobre cómo veo la educación.

Aquí tenéis el enlace por si os interesa: http://www.dineroyconciencia.es/index.php/que-es-la-educacion/.

Un saludo,

Joan

Noelia Hace 6 años

El problema del que no somos conscientes es que en los últimos 30 años, el sistema y nosotros mismos arrastrados por él, hemos creído que era posible generar beneficios sin producir nada. Y en ese círculo vicioso de avaricia andamos metidos. Por eso de momento, creo que es necesario llamar de alguna manera diferencial a lo que hace Triodos, porque es tangencialmente diferente a lo que hacen otros bancos. Si el nombre escogido es ético, moral o solidario siempre abrirá debate, entre otras cosas porque es imposible que todo el mundo se ponga de acuerdo en el significado de estas tres palabras. Cada uno tiene su ética, su moral, su concepto de solidaridad…y me temo que eso es inagrupable en una sola palabra. Mientras tanto creo que el que la gente vaya discutiendo sobre que es y que significa ser ético es un pequeño pero importante paso para la sociedad.

David Hace 6 años

Me gusta este articulo y me gusta que se cuestione la palabra “etica” o incluso “solidaria” porque ayuda a acercarse a la verdad sobre este tipo de banca.

Cuando mis compañeros me preguntan en que banco estoy, o cuando les animo a cambiar, casi nunca apelo a la etica o al hecho de ser solidario. Unicamente apelo al sentido comun.

A menudo la gente habla de la banca etica como el hecho de que tu dinero no sirva para crear guerras o crear hambre mediante especulacion. Pero va mas alla. La banca “tradicional” usa tu dinero en su propio bien. La mayor parte de este dinero se destina casi directamente en servicios basicos (electricidad, autopistas, telefono, gas, …). Pero no siendo esto suficiente, mediante el uso de tecnicas de “apalancamiento” consiguen que si invirtieses tu dinero directamente en esas compañias te seria menos rendible que a ellos. La gracia de esta banca tradicional es que si pones el dinero en un fondo al 5%, ellos te subiran la electricidad, los peajes y otros bienes de consumo hasta lograr el 10% para ellos. Asi que de cierta manera, cada euro invertido en la banca “tradicional”, se traducen en euros que trabajan fuertemente en nuestra contra. Ya no es que sea poco etica, es que es una banca que juega en nuestra propia contra y que nos perjudica a largo plazo. Por lo tanto, si analizasemos todo el flujo de dinero veriamos que siempre saldriamos perdiendo.

Asi que a mi entender, estamos hablando de banca de sentido comun, una banca en donde tu dinero te sirve a tus intereses y no juega en tu contra.

PD Si que apelo a la etica o ser solidario cuando el amigo o compañero esta involucrado en algun servicio de volutariado social o programa de donaciones. En este caso les hago entender que mientras que por un lado esta colaborando y siendo solidario, su dinero esta luchando en contra de sus esfuerzos.


+ Mostrar los 8 comentarios